Dieta stop resfriado

Lo ideal para prevenir las gripes y resfriados es tener un buen estado de salud antes de que llegue el frío!!

La inmunidad es la clave para ello y es en otoño cuando preparamos a nuestro sistema inmunitario, especialmente  en edades infantiles o avanzadas o situaciones de delgadez o embarazo o riesgo de contagio por enfermedad.

Tener un bajo sistema inmunitario, aumenta  la probabilidad de resfriarnos, también si la temperatura exterior es muy fría, y sobretodo si sentimos el frío en cabeza, cuello, manos o pies, tendremos más posibilidades de resfriarnos.

Hay alimentos que ayudan a evitar la proliferación y favorecer  la curación de los resfriados.

La vitamina C, la gran aliada

Todos aquellos alimentos ricos en vitamina C como la naranja, mandarina, kiwi, limón, Lima, frutos rojos,….cambian el ph en el organismo afectado creando un ambiente muy poco hospitalario a los gérmenes.

Aceites de pescado azul y hongos

Los aceites de pescado azul de mares fríos, ricos en alkylgliceroles tienen gran poder inmunomodulador, antivirico es por ello que es tradición, tomar  una cucharadita de moka de aceite de pescado para protegerse de los resfriados y a nivel de extremidades conserva la temperatura corporal.

Hongos como reishi, shitake, maitake cola de pavo tienen gran poder bactericida. Aunque hay que tomarlas en cantidades pequeñas.

Verduras, especias

Verduras como brocoli, col, alcachofas, calabanza, espárragos son depurativos que tomadas con su caldo de hervirlas, ayudarán a eliminar la mucosidad, hidratar y recuperar el calor corporal.

Especias, como la cúrcuma, maca, gengibre, ginseng,  pimienta o plantas aromáticas como romero, lavanda, perejil añadidas a las sopas y crema de verduras, además de rehidratar, aumentarán las cualidades balsámicas para mejorar la respiración y tendrán un efecto antiinflamatorio tan potente como el tomar fármacos del tipo ibuprofeno.

Carnes rojas, grasas, lácteos y frutos secos: mejor para después.

Los lácteos, harinas, legumbres, frutos secos, así cómo carnes rojas, o grasa animales tipo vísceras, huevos y marisco mejor dejarlos para después en el periodos de curación y convalecencia en qué serán muy adecuados y recomendables para reponer de hierro y demás  vitaminas y minerales ya que suelen quedar deficitarios después de un resfriado produciendo debilidad, caída del cabello, etc

Es también importante cuidarse y no perder peso ya que facilitaría que el resfriado se extendiera o recaída  de nuevo.

Resumiendo, la sintomatología del resfriado común se cura fácilmente con una alimentación adecuada, hidratación, aislamiento y reposo relativo. Al menos los tres primeros días.

¡Consulta a nuestra especialista en nutrición cual es tu caso, y te personalizará una dieta pensada exclusivamente para tí!

 

Maribel Lopera MD

Responsable de la Unidad de Nutrición, Dietética y Healthy Aging en Beautyderm

3
Compartir